Reseña: Rihanna – “ANTI”

1584
anti

Rihanna
“ANTI”

 

Lanzamiento: 27/01/2016
Artista: Rihanna
Formato: LP
Sello: Westbury Road / Roc Nation; 2016
Género: Alternative R&B
Por: @_FerGM
iTunes.
TIDAL.

Ha sido un año extraño para Rihanna. Después de lanzar siete álbumes entre 2005 y 2012 y que durante todo ese lapso (2012 y principios del 2015) no hubiera una confirmación de un nuevo álbum, sin duda era la brecha más larga entre álbumes de estudio en su carrera. Y aunque ella quiso conseguir ser la #1 gracias a su apariencia con Kanye West y Paul McCartney en “FourFiveSeconds”, los dos sencillos que lanzó en marzo y abril hicieron prácticamente nulo impacto. “Bitch Better Have My Money”“American Oxygen” generan sorprendentemente pequeño zumbido dado su historial de éxito masivo. Ninguna canción era particularmente atractiva, y ambas se alejaron del ‘Top 10 Pop’ (“American Oxygen” lucho por un triste #65). Si esas dos pistas estaban destinadas para encabezar un nuevo álbum que marcaba su regreso después de una ausencia de tres años, Rihanna y su equipo deben haberse dado cuenta que algo malo estaba sucediendo.

Entonces el otoño pasado Rihanna anunció el nombre de su próximo álbum, “ANTI”, en un elaborado evento de arte-galería que parecía un poco exagerado, incluso para los estándares de hoy en día. Lamentablemente o estratégicamente, este LP se filtró en internet, al parecer por accidente. Por la tarde del 27 de enero ya estaba disponible en TIDAL, y al día siguiente Rihanna los ofreció a sus seguidores como una descarga gratuita. Estaba claro que desde el momento del anuncio del álbum “ANTI” iba a ser inusualmente personal para Rihanna, y de hecho lo es. Tiene sus huellas digitales creativas repartidas en más que cualquiera de sus álbumes anteriores. Es como una serie de entradas de diario, una sucesión de ideas no concretas en lugar de ser cohesivo.

El álbum abre con el funk simplificado de “Consideration”, y como ella hace a menudo en todo el álbum el énfasis a sus raíces que afectan a un fuerte acento caribeño. La pista parece una declaración de independencia, un problema que se plantea con frecuencia cuando un joven artista que está controlado en gran parte por los ejecutivos de su sello discográfico, mientras gerentes y productores llegan al punto donde se puede flexionar de sus propios talentos artísticos. En el coro, canta: “I got to do things my own way darling / will you ever let me? / will you ever respect me? / no”. No parece casual que “ANTI” sea su primer álbum no lanzado en Def Jam Records. Desafortunadamente, hay poco del espíritu y la pasión de que la independencia.

El resto del álbum es muy parecido. En “James Joint”, Rihanna abre de la siguiente manera: “I’d rather be smoking weed whenever we breathe / every time you kiss me / don’t say that you miss me / just come get me”. Ella suena como si estuviera tratando de llenar un papel en el que ella no ha crecido completamente. Es revelador que la canción fue publicada en su página web el pasado 21 de abril en la celebración de la festividad 4/20.

La segunda pista “Kiss It Better”, es un atractivo electro-R&B con una melodía sinuosa y un arreglo vocal increíble. Por otro lado la única razón concebible del por qué “Work” fue elegido como el primer sencillo, es por la aparición del rapero superestrella Drake. De lo contrario, sería el último en publicarse. El coro, es una repetición rápida; “work, work, work, work, work”, que llega a el límite de ser molesto. A pesar de tratar de construir la tensión sexual, la canción ocupa el mismo camino donde la mayor parte del álbum reside. Tal vez esto está destinado a ser un crecimiento artístico, pero la ausencia de fuertes ganchos melódicos, y no me refiero necesariamente si eres un artista serio, es algo que pudo haber ayudado un poco para impulsar este material. Pero y si eso no es la intención, y Rihanna y su equipo verdaderamente creen que “Work” está en el mismo nivel que otros sencillos como “Umbrella”, “Diamonds”, “We Found Love”“Only Girl (In the World”), creo que alguien debe hacerles entender que “Work” no está en la misma estratosfera, lo cual es bueno para ella como artista, pero malo para sus seguidores y sus ganancias.

“Needed Me”, es un dubstep con sabor a electro-R&B. La voz de Rihanna a veces es inexplicablemente arrastrada por las palabras tristes y cansadas. Tal vez fue un largo día en el estudio. Pero cualquiera que sea la razón, “Needed Me” es una de las mejores composiciones de su carrera. “Same Ol’ Mistakes”, es la pista más fuerte del álbum y tal vez se deba a que es un cover a “New Person, Same Old Mistakes” de Tame Impala, del cual Kevin Parker se siente muy feliz. La voz de Rihanna es independiente y fresca, envuelta en unos jirones de seda. Su voz es atractivamente suave, de hecho parece que fué una reminiscencia de algunas de las mejores baladas de Janet Jackson de los años 90. Desafortunadamente sus productores juguetean demasiado y le permiten ir apagado en una tangente surrealista que en realidad no funciona. A pesar de eso, “Same Ol’ Mistakes” es un sabor tentador de lo que podría haber sido.

“Never Ending”, es una joya acústica folk-pop de reluciente sinceridad, que cuenta con una de las voces más focalizadas de Rihanna en el álbum. Es bastante agradable, pero tiene un aura de falta de sentido a la misma, mientras que en “Higher” Rihanna exagera su papel y termina sonando algo falsa, pero aún así algún crítico decidió nombrarla como un ‘mejor nuevo track’ (en español), lo cual es muy gracioso, porque tal vez yo se lo daría pero únicamente a la musica de fondo, que obviamente Rihanna no compuso.

“ANTI”, termina con el piano-balada de “Close to You”, que es preciosa, pero tiene un ambiente ligeramente triste. Lamentablemente, la intención y promesa es más admirable que el resultado final. Hay una cierta falta de alegría que Rihanna todavía tiene que captar y adoptar para ser convincente en diferentes personajes de las canciones que se endeudan de otras disciplinas. Tal vez “ANTI” es una aberración para sus fans, pero es una gran evolución como artista, salir del mundo popular, para entrar a un mundo “menos mainstream”.

Comenta