Festival Nrmal Costa Rica 2015
Fotos por: Marco Prado Carballo

El pasado sábado 21 de noviembre en el Centro de Eventos Pedregal tuvimos el placer de ser testigos de la primera experiencia en un país extranjero del Festival NRMAL, consolidado ya en México como una opción para conocer propuestas musicales emergentes de Latinoamérica, junto a grandes bandas de la música más vanguardista y experimental del resto del mundo, y no tan conocidas por el gran público festivalero. El país elegido fue Costa Rica, y en colaboración con Epicentro, nos brindaron una experiencia auditiva de primer nivel con artistas en pleno crecimiento que seguramente veremos pronto en los grandes escenarios mundiales.

Cabe destacar que la cita se llevó con gran orden en todo momento, en un ambiente muy libre y con todas las facilidades para el público visitante: áreas de comida y bebidas con gran variedad para todos los gustos, buen espacio para movilizarse y pasar un rato ameno, excelente sonido e iluminación, así como seguridad absoluta en todo momento. Quizá el único punto bajo fue la aparición espontánea de lluvia, que lejos de arruinar el festival, le agregó un valor adicional a la atmósfera de comunión y libertad que se vivió.

Nrmal Costa Rica 2015
Fotos por: Marco Prado Carballo

Por motivos de tiempo no pudimos apreciar las primeras presentaciones del Festival, en concreto Algodón Egipcio, Hijos (banda costarricense que debutaba ese mismo día en vivo) y la leyenda del noise experimental de Costa Rica, Autoperro, lo que nos tuvo con mucha bronca durante un buen rato. Sin embargo, el mal sabor de boca se quitó rápidamente con la calidad de las presentaciones que si pudimos apreciar en su totalidad.

Comenzamos la jornada en el Mainstage con Buscabulla, dueto puertorriqueño que puso la nota pop de matices electro, mezclados con bases latinas que incitan al baile suave y a pasarla bien. La suya es melodía oportuna, soñadora e hipnotizante, y la voz de Raquel Berrios es un susurro cautivador que atrapa a todo el que se acerque.

Al mismo tiempo, en el Domo, destinado a las propuestas EDM, sonaba una de las propuestas locales: The Wiesengrund Project, mitad experimentación sonora y mitad instalación artística, que atrapaba con sus proyecciones y loops a las personas que se acercaban al interior de la estructura.

Seguidamente, pudimos disfrutar uno de los grandes atractivos del Festival NRMAL CR en el mainstage: Helado Negro. Reseñado siempre con muy buen suceso por medios especializados como Pitchfork, este crooner radicado en Estados Unidos y con fuertes raíces latinas nos demostró en su espectáculo la razón de su éxito actual.

Festival Nrmal Costa Rica _ helado negro
Fotos por: Marco Prado Carballo

Es una experiencia audiovisual muy bien coreografiada, en la que las luces, música, su extraordinaria y original voz, y sus acompañantes en escenario (los extraños Tinsel Mammals) aportan atmósfera y delicadeza a una propuesta sonora minimalista pero no por ello menos impactante ni contundente.

Siguiendo la dinámica de música en ambos escenarios, en el Domo sonaba Raido de Costa Rica, interesante propuesta que bebe del hip hop, funk, glitch y hasta vaporwave para construir un sonido envolvente y armonioso con timing preciso para llevarnos de la calidez al desenfreno.

Pero todo cambiaría radicalmente de nota cuando los amos y señores de la noche hicieron su aparición en escena. La mayoría de los asistentes estaba ahí para ver a The Sonics, leyendas del rock, fundadores del garage, precursores del punk y guerreros de la estridencia y la música guitarrera por más de 5 décadas. Afortunadamente no defraudaron a nadie y hasta convencieron a un par de incrédulos. Su apariencia es de dulces abuelos, pero su actitud y desempeño en el escenario dejan en vergüenza a más de una banda de la actualidad que con apatía y desprecio se sube al escenario. Ellos ponían sus melodías crudas y ruidosas en la mesa, y el público se entregaba locamente con todo lo que tenía: baile, puños en alto, gritos, moshpits y hasta stage diving. Hubo sudor, emociones fuertes y entrega por parte del público, que despidió con ovación y un grito de “otra,otra” a sus ídolos, a los que posiblemente nunca más verán en su país.

Festival Nrmal Costa Rica 2015_ sonics
Fotos por: Marco Prado Carballo

El cierre de altos decibeles en el Domo le correspondió al mexicano AAAA, que tenía la tarea de mantener encendidos a quienes ya venían con las energías al máximo desde el mainstage, y su tecno furioso y trippy, altamente experimental, los puso a bailar y los exprimió al máximo. Por otra parte, en el Main Stage el chileno Gepe cerraba la jornada con notas latinas mezcladas con pop, en el que el punto alto fue la percusión abrasadora y la versatilidad de su banda y del mismo cantautor, que pasa del pop al folclor latinoamericano, el funk, el rap y mucho más, además de todos tocar múltiples instrumentos durante el show.

Desde México AAAA en @nrmal. #FestivalNrmalCR.

Un vídeo publicado por IndieSpace.com.mx (@indie_space) el

EN RESUMEN

Fuimos partícipes de una jornada hermosa, llena de bandas interesantes y propuestas que sintetizan lo mejor del panorama musical actual y lo más valioso del pasado. Ocasiones como estas sirven para recordarnos por qué amamos la música, y por qué es valioso darle espacios a los nuevos talentos que surgen cada día en todas partes del mundo. Un 100% para NRMAL y Epicentro por su excelente curaduría y su organización impecable, y esperamos que sea el primero de muchos festivales de su tipo en Costa Rica y el mundo entero.

Fotos de la primer edición del Festival Nrmal Costa Rica.Fotos por: Marco Prado Carballo

Posted by Indie Space on Martes, 24 de Noviembre de 2015

Comenta